Con esa pinta de este man, ya entieno porque el ipad y el jueguito se conviriteron en su mejor amigo.